AL FONDO LA CATEDRAL

palentina

martes, 2 de febrero de 2010

DEDICADO A LOS PARADOS

El gran problema del paro

Con el transcurrir de los años, uno se va haciendo mayor y más observador, preocupándose más de los problemas que asolan a la sociedad que en estos años tan difíciles, nos ha tocado vivir. Uno de los problemas que tienen mayor impacto es la gran tasa de paro que tenemos, que afecta a todos pero, de manara especial a nuestra juventud, la cual esta mas preparada que nunca para enfrentarse a las nuevas tecnologías, que a la larga serán los que nos saquen de esta triste y difícil situación. La tasa de paro ya alcanza al 19 % de la población activa a nivel nacional, pero hoy quiero referirme a la tasa de paro de nuestra capital (Ávila) la que ya tiene el 20.5 % y todo hace pensar que seguirá creciendo. En Ávila, (como en toda España) la mano de obra mas importante ha estado dedica da a la construcción, al ladrillo como vulgarmente se dice, ya que industria hay muy poca. Bien, pues al caer de manera tan brutal la construcción, toda esta mano de obra ha ido a parar al paro, y ¿Cuál es el problema? Pues sencillamente que esta mano de obra que no esta cualificada nada mas que para poner ladrillos lo cual ha estado mucho mejor pagado que los licenciados de nuestras Universidades, no esta preparada para hacer otra cosa que no sea esa. Así ha ido creciendo el fracaso escolar ya que los jóvenes en estos años de abundancia, se han preocupado mas de ganar dinero que de estudiar. Hoy hay un gran número de Universitarios en el paro por que no tienen más salida que, opositar a cualquier plaza del Estado, la policía, los juzgados etc, siendo estos jóvenes los que verdaderamente están preparados para enfrentarse a esas nuevas tecnologías a las que aludía anteriormente. En el caminar diario que yo suelo hacer por las mañanitas, siempre salgo en dirección a la carretera de Valladolid, donde hay un aparcamiento del Ex Ayuntamiento de Ávila de uso exclusivo para camiones y hace ya mas de un año que tengo la curiosidad de contar el numero de camiones aparcados en batería solo en la primera fila, son unos veintiséis o veintiocho, estos camiones se dedican a la construcción o al movimiento de tierras en cualquier tipo de obra. Pues bien, desde hace tiempo el número de camiones parados, ha ido ascendiendo de tal manera que si al principio había dos, cuatro o cinco, hoy prácticamente esta parada toda la flota de camiones, hace solo unos días conté hasta veintidós camiones que no habían salido a su trabajo. Con este panorama, no puedo sentir nada más que una gran preocupación por el futuro de esa gran juventud a la que me refería anteriormente, ya que los mayores no podemos hacer nada por evitarlo.

No hay comentarios: